11/4/13

Error número dos por el que no vendemos en nuestro blog

El jueves pasado vimos un error muy común que comete mucha gente y que nos frena a la hora de vender en nuestro blog.

Cosas que nos frenen a la hora de vender hay miles. Pero quiero que durante estos jueves de abril nos centremos en cuatro que son muy importantes y que sin embargo veo a menudo.

Porque como dije ya el día que anuncié esta serie de posts: a veces aprender lo que no hay que hacer es más fácil que lo que sí.

Es como en el artículo para la revista de la peli "Cómo perder a un chico en 10 días" jeje. Es en plan: no hagas esto si no quieres que te dejen, pero claro, decirle a alguien cómo hacer para que alguien se enamore de ella, es muy complicado... ;)


Así que vamos a ver hoy el error número dos:

Vale, ya hemos demostrado que podríamos (podríiiiiiamos) hacerlo bien.

Somos una estilista con más estilo que Serena Van der Woodsen, una vendedora de productos para el pelo con una melena de la que cualquier chica del anuncio de Pantene tendría envidia, o yo misma con un blog que no va nada mal tras menos de 7 mesecitos de vida.

Sin embargo, por eso el tema servicios es complicado. Ya que no tenemos algo tangible que demuestre al futuro comprador nada, a pesar de que sí podamos "mostrar" lo que sería el resultado final.

Y aquí, de toda la vida, fe, poca.

La mayoría de las personas si no lo vemos, no lo creemos.

Entonces, por mucho que la vendedora de productos para el pelo tenga un pelo estupendo, quizá es cosa de genética o incluso use otro productos. O por mucho que yo haya tenido esta semana pasada 20.000 páginas vistas, quizá es solo suerte y no tengo nada que enseñaros... ;)


Y veo muchos blogs en los que venden la moto.

Todos queremos vender. Anda que no os digo yo veces: comprad mi curso Cómo promocionar tu blog, que es estupendo. Os va a ahorrar, por lo menos, un par de años frustrados dejando comentarios en un blog y otro y otro, y ver que no vais a ningún lado. En él os muestro las claves para, en seis mesecitos, llegar donde yo estoy. Y con unos pocos meses más, darme mil vueltas.

Y me quedo tan ancha. 

¿Pero por qué me compráis?

Porque por decir, yo puedo decir misa.

¿Os fiáis de tooooooodo el mundo que trata de venderos algo?

Yo no. 

Y os digo por qué. Un día compré un libro de comida sana/cambio de vida/productos orgánicos. 

En él iba a aprender todo lo que os podáis imaginar. Bueno, tras leerlo mi vida iba a cambiar drásticamente. Iba a terminar con mis malas costumbres de vez por todas y el hecho de comer mejor iba a hacer que me sintiera más sana, más enérgica y más todo. 

Y todo esto sin ningún tipo de esfuerzo casi. Iba a ser facilísimo. Ella lo había hecho así y su vida había cambiado por completo. Sin apenas darse cuenta, ella había pasado de comer fatal a comer estupendamente. Su vida había dado un giro radical y ahora estaba estupenda, feliz, enérgica, sana y llena de vitalidad.

Y sintiéndose más saciada que nunca y lo que es más: sin sentir ya ningún ninguna sensación de prohibición y mucho menos tentación.

En fin... no os tengo que contar el desenlace, ¿no?

Más paja que relleno el libro (y sigo comiendo fatal, léase: cuando pillo el bote de Nocilla me lo acabo del tirón, cuando hago pop ya no hay stop con las Pringles y como más bollería que si mi padre fuera el dueño de La Bella Easo)

Pero aprendí algo. Aprendí que yo no volvía a comprar a nadie que me vendiera sin una prueba.

Ahora me doy cuenta: era el típico blog donde siempre te venden la moto. Hace como que te cuenta, da mil vueltas, que si pititín, patatán, pero no te dice nada en realidad.

Y claro, yo ilusa de mí pensé que me lo iba a contar en su ebook.

Pero no. 

Total, que ahora no compro ningún curso si no tengo prueba de que saben del tema. 

He vuelto a comprar ebooks, no penséis que soy tan desconfiada. Y he quedado encantada con ellos, de hecho. Pero por ejemplo uno ha sido uno sobre decoración en un blog de decoración y bricolaje. 

Los que lo escriben no sólo tienen una casa preciosa que muestran en fotos (es decir, no comenten el error número uno, porque si encima me ponen casas encontradas por Internet apaga y vámonos, que así yo también soy buena decoradora) sino que además, en cada post que escriben me demuestran que saben sobre el tema. 

Obviamente no cuentan lo mismo que cuentan en el libro. Igual que cuando a mi alguien me sugiere un tutorial que se ve en uno de mis cursos, siempre contesto que sobre eso no voy a publicar. No sería justo para quien ha pagado el curso.

E igual que hacen ellos, en los que confié para comprar un ebook, hago yo.

Al final no hay más que "simular" aquello que funciona.

Yo veo un blog en el que no me dicen nada y me tratan de vender un libro de decoración. Pues no lo compro.

Es decir, si en todos sus posts se dedican a venderme la moto y a decir chorradas dando rodeos para que les compre, pues yo pienso: "Estos tiene poco que decir, que no dicen nada."

Ahora, yo veo un blog en donde esa gente en cada post me demuestra que sabe de decoración, explicándome cosas, dándome ideas y consejos y demostrándome lo bien que lo hacen. Pues lo compro.

¿Por qué? Porque pienso: "Joe, si en el blog ya me cuentan todo esto... ¡imaginaos en el libro!"

Por eso yo os pongo todos estos tutoriales y consejos. ¡O a ver si os vais a creer que soy una ONG! ;P

No me voy a quedar sin material nunca. Podría escribiros 5 libros sobre diseño de blogs y aún así no haberos explicado todo lo que yo sé hacer. No tengo miedo de quedarme sin cosas que contar. Así que las reparto: unas os las cuento aquí y otras en los libros. Pero si no contara ninguna aquí, vosotras no tendríais cómo saber si yo sé o no sé, o si os gusta cómo me explico o no.

Por eso, no vendáis la moto sin una prueba.

Como he dicho, es sólo cuestión de simular aquello que funciona. Nosotras en general, somos clientas de muchas tiendas, blogs, etc. Fijarnos en nuestras propias costumbres como consumidoras puede ser una gran ayuda. Simplemente tenemos que fijarnos en cuándo compramos y en cuando no.

Porque igual que vosotras no seríais tan tontas de comprarle algo a alguien en quien no confiáis, cuando se cambian los papeles y sois vosotras las que vendéis, vuestras posibles compradoras no lo harán si no confían en vuestro producto.

Y para eso debemos no cometer ninguno de estos dos errores que hemos visto.

Es decir, si somos estilistas, deberemos vestir bien nosotras y además demostrar que sabemos sobre el tema (qué le sienta bien a cada persona por su tipo de cuerpo, qué colores le van por su tono de piel, etc.)

Besos y nos vemos el jueves que viene con otro error muy común pero que puede ser igual de devastador.

De todos modos, ¡también os veo mañana en la fiesta!

Muah






P.D. Eso sí, no tengo que decirlo... Da igual lo bien que lo hagamos, que sin lectores y visitas en nuestro blog, ¡tampoco hay ventas!

El paso número uno para vender es tener a quién venderle. Y ahí entra mi curso Cómo promocionar tu blog, para que deis vuestro blog a conocer y tengáis posibles compradores al otro lado. Las que tenéis blog sabéis que es un proceso largo y a veces no-tan-gratificante, porque parece que nos esforzamos y metemos mil horas y luego no nos sentimos recompensadas con las visitas y seguidores.

Por eso yo os cuento qué he hecho yo y qué he visto que funciona (y qué no) para que yo misma (u otros blogs) hayamos podido estar donde estamos tan rápidamente... Lo podéis comprar directamente pinchando aquí :)

Únete a mi newsletter para recibir cada semana un resumen con trucos y recursos

19 comentarios

  1. ¡Genial, como siempre! Anda que no me han vendido a mi la moto veces! Un besote!

    ResponderEliminar
  2. Hola Blanca! Hace varias semanas te escribí preguntándote si podías orientarme acerca de cómo crear una especie de libro de visitas donde los lectores puedan dejar una foto y un texto.
    No he recibido respuesta, no sé si es porque tienes mil y un emails con consultas, o es que no sueles responder consultas individuales a lectores, sino sólo a las personas que compran los cursos.
    Me vendría genial alguna sugerencia en ese aspecto concreto.
    Muchas gracias de antemano!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te digo la verdad tengo bastantes emails sin leer. Hasta ahora siempre he contestado a todo el mundo, independientemente de si compraba o no, pero desde hace un par de semanas tomé la (horrible) decisión de no contestar emails con dudas individuales que no tengan que ver con los cursos (indendientemente también de si han comprado o no, es decir, si alguien ha comprado pero la duda tiene que ver con algo diferente).

      Aunque lo tenía puesto en mi página de contacto (me es imposible resolver más de 30 dudas o consultas al día), siempre contestaba porque me daba apuro. Pero es que no puedo. No tiene horas mi día... :(

      Lo siento mucho. Prueba a buscar en Google, que siempre sale todo. Y si buscas en inglés seguro que te salen más cosas incluso!


      Un beso,

      Eliminar
  3. Alé pa que no se diga, yo ando ya respondiendo, bien todo bien, aunque no he acabado de leer tu curso, (falta de tiempo), creo que esta es una de las cosas que si he aprendido con el, he de ofrecer algo además de lo que vendo, al menos en mi caso, y me he aplicado el cuento, desde entonces, tres tutoriales o como yo los llama Como hacer... espero ir haciendo mas.

    ResponderEliminar
  4. Como siempre, gran verdad. No me gusta nada la gente que lo único que hace es vender la moto y todo es publicidad. Yo he visto gente (aunque esto va más con el error 1) que vende cursos de cupcakes y en su blog tienen, como mucho, una receta con una decoración que dan ganas de llorar... y dices, qué me va a enseñar? (y aun así, venden... porque está de moda).

    Y también he visto blogs que venden cursos de SEO, diseño... para blogs o webs que luego no muestran nada gratis. Y piensas, vale, podemos ver un guión general del curso... y? no sé como se explica el autor/a. Y yo, al no trabajar, miro mucho los precios y no me gusta comprar algo a ciegas. Contigo se ve lo que hay. Te puede gustar o no, pero al comprar el curso no te llevas ninguna sorpresa (desagradable). Da lo que esperas.

    Besos,
    Bea de Bocados Divinos

    ResponderEliminar
  5. Eso es precisamente una de las muchísimas cosas que admiro de ti: además de tus cursos, das tutoriales y consejos gratuitos, en vez de meterlos todos en más cursos...

    Un besito y gracias por todo lo que nos ayudas

    ResponderEliminar
  6. A mi no hizo falta convencerme demasiado para comprar tu curso ;-)
    En cuanto leí un par de post tuyos me dije: esto tengo que comprarlo, si o si....aqui hay mucho mogollón!
    Y no me equivoqué :-)

    ResponderEliminar
  7. Te he dicho ya que me encanta tu blog????
    Ja, ja... Ya sé que lo sabes pero a veces apetece decirlo alto y claro

    ResponderEliminar
  8. Que gran verdad. Anda que no me han tomado el pelo veces de esa forma. Por eso estoy haciendo tus cursos, porque vi que lo que veía era bueno, y pensé: sus cursos tienen que ser la bomba. Y aunque por falta de tiempo voy mas lenta de lo que me gustaría, apenas llegue a la mitad del 2º curso, lanzo mi blog. :))

    Un besazo y gracias por hacer que esto sea bastante más fácil.

    ResponderEliminar
  9. Estoy totaaaaalmente de acuerdo con el punto 2. Aprovecho para decirte que acabo de volver a leer el curso de "Cómo promocionar tu Blog" y que tengo muuuchas ideas y trabajo pendiente. ¡Gracias por compartir! Besos, Ros.

    ResponderEliminar
  10. Este de acuerdo o no con las cosas q dices y planteas siempre me encanta leerte por que eres coherente y defiendes como nadie tus verdades.
    Y lo dice una q tiene casi todos tus libros!! ;))
    pd. me ha gustado tu ejemplo de las "decoradoras" q siempre cuelgan fotos sacadas de internet. En mis post,creo q en todos o la mayoria, escribo sobre cosas q he hecho, decorado, creado, etc yo, y no soy interiorista!
    besos amor

    ResponderEliminar
  11. Yo no se si mis blogs crecerán siguiendo tus consejos. Ni siquiera se si quiero que crezcan. Pero cuando que llega un post nuevo a mi bandeja de entrada...voy corriendo a leerte. Me gusta mucho el tono que utilizas. Saludos. Blanca

    ResponderEliminar
  12. Aysss!! Pero como me gusta tu blog!! Enserio! Lo descubrí por casualidad y es que no puedo parar de leerlo!! Mil gracias por tus consejos!!
    Beatriz.

    ResponderEliminar
  13. ¡Toda la razón! Creo que debemos pensar qué nos gustaría ver a nosotros o cómo nos gustarían que nos tratarán para comprar algo, y así sabremos lo que debemos hacer.
    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
  15. Blanca, eres brillante. Y no lo suelo decir a cualquiera. No sé si has hecho estudios de marketing (es mi caso) o algún master pero todo lo que cuentas es brillante. Es que eres muy buena! Tienes una visión increíble de las cosas. Bueno pues eso nada más. Me estoy planteando comprar tu curso de promoción de blog pero estoy empezando. Ni he acabado de publicar todos los productos... Es decir de momento no sé por donde tirar. Trabajo duro casi todos los días a parte de mi trabajo principal... En fin estoy muy reflexiva sobre los pasos a dar.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Si.. muchas veces me pregunto que les lleva a algunas ir a un centro de estética donde todas lucen granos en la cara, o a una peluqueria donde la peluquera siempre lleva el pelo hecho unos zorros.. Y tambien,a fiarnos sobre alguien que nos quiere vender algo sobre diseño de blogs y demas, cuando tiene un blog que da pena morena..

    ResponderEliminar

© Personalización de Blogs. Diseño: Eve y Blanca.